Categorías
Diario

Carta Abierta a Ángel Víctor Torres Pérez

Estimado Sr. Torres,

Llegué a Tenerife hace tres semanas. Me encanta Canarias y creo que con algunas mejoras en la ZEC, atraerá a innumerables empresas tecnológicas y de inversión, que a su vez traerán empleo y prosperidad a estas hermosas islas.

Sin ahondar en los problemas, quiero compartir mis pensamientos que he tenido al ver los requisitos de la ZEC:

(1) Deber ser una entidad o sucursal de nueva creación con domicilio social y sede de dirección efectiva dentro del ámbito geográfico de la ZEC.
👍 Bien.

(2) Al menos un miembro de la administración debe resedir en Canarias.
👍 Bien.

(3) Debe realizar una inversión mínima de 100.000 euros (en Gran Canaria o Tenerife) o 50.000 euros (en el caso de La Gomera, El Hierro, La Palma, Fuerteventura o Lanzarote) en activos fijos relacionados con la actividad dentro de los dos primeros años siguientes a su inscripción.

😕 Subótimpa. Entiendo que al exigir una cantidad mínima de inversión, se intenta atraer a empresas o inversores más grandes, que a su vez crean empleo de forma instantánea. El problema es el siguiente: al exigir una inversión mínima, dejas fuera a innumerables fundadores de startups que están haciendo bootstrapping con su negocio. Lo que significa la financian con su dinero o con el de sus amigos y familiares. Empiezan con una persona, y luego crecen lentamente hasta tener más de 10 empleados en 3 o 5 años.

(4) En necesario crear, al menos, cinco puestos de trabajo (en Gran Canaria o Tenerife) o tres (en el resto de islas) durante los seis primeros meses tras su registro y esta media debe mantenerse durante el tiempo que se disfruten los beneficios.

🙁 Malo. Un empresario no puede predecir el número de empleados que tendrá en seis meses. Aplicando esta norma, sólo atraes a las empresas más grandes que se deslocalizan, abren sucursales o hacen inversiones en turismo (de las que quieres ser menos dependiente…).

Es necesario llevar a cabo actividades que están permitidas en la ZEC.

👍 Bien.

Para crear realmente la «California de Europa», Canarias debe atraer a empresarios que construyan negocios. Un primer paso será hacer la ZEC menos compleja y burocrática. Un empresario ambicioso no quiere ocuparse de si cumple con todos los requisitos en primer lugar, y luego tiene la posibilidad de fallar un requisito después de 6 meses (es decir, sólo 4 empleados en lugar de 5). En lugar de ello, emprenderá su negocio en otro lugar. Por ejemplo, en Portugal.

No me malinterpreten, la ZEC es genial en su concepto. Si lo perfeccionan, lo comercializan de forma más destacada, estoy seguro de que Canarias atraerá a numerosos empresarios e inversiones.

Además, ofrecería a todos los emprendedores e inversores que lleguen un asesor burocrático de habla inglesa (Gestoria).

Hacia un gran futuro.

Saludos cordiales,
Marius Schober